Ribera Santa Justa realiza test serológicos y PCR con resultado en 48-72 horas

Ribera Santa Justa realiza test serológicos y PCR con resultado en 48-72 horas

  • El grupo sanitario Ribera Salud lleva su experiencia en la realización de las pruebas del COVID a su centro de Villanueva de la Serena, para facilitar la detección de casos y ayudar a controlar el virus en Extremadura
  • No es necesaria cita previa para los test serológicos, solo para las PCR, aunque todas las pruebas se realizan rápido y sin listas de espera

Ribera Santa Justa ha comenzado a realizar test serológicos y PCR a los ciudadanos de Villanueva de la Serena, la comarca de las Vegas Altas y del resto de Extremadura, en respuesta a la elevada demanda de estas pruebas de detección del COVID. Rápido y sin listas de espera. Para los test serológicos no hay pedir cita previa y se realizan durante todo el día. Sí que es necesario pedir cita previa para las pruebas PCR.

Este hospital, integrado en la red de centros asistenciales del grupo sanitario Ribera Salud, dispone de la tecnología, la infraestructura y los profesionales idóneos para llevar a cabo este tipo de pruebas. Y a todo ello se suma la experiencia del grupo sanitario en la realización de estos test en todos sus centros sanitarios, y también a gran escala, a petición de instituciones.

El objetivo de la puesta en marcha de este servicio es, además de dar cobertura a una demanda social y ciudadana creciente, “facilitar la detección de casos y ayudar a controlar el virus en Villanueva y su entorno, pero también en toda Extremadura”, ha explicado el director de Proyectos de Ribera Salud, Javier Palau. El resultado del test serológico ordinario y la PCR se facilitan al paciente entre 48 y 72 horas después de su realización. En el caso de los test serológicos rápidos, el resultado está disponible en apenas 15 minutos.

El doctor Palau ha recordado la importancia de cumplir las normas de distancia social, uso de la mascarilla e higiene de manos habitual para que “entre todos, podamos mantener unos niveles de contagio lo más bajos posible, hasta que se comercialice una vacuna a la que tendrá acceso la población”. Además, ha explicado que para la realización tanto del test serológico como de la prueba PCR es importante cumplir con estas normas para acceder al centro, y no es necesario estar en ayunas.

También ha destacado que los test serológicos que se utiliza en Ribera Santa Justa y en el resto de centros del grupo, y que pueden ser test rápidos u ordinarios, ofrecen todas las garantías y fiabilidad.

El responsable de Ribera Salud ha explicado que “los test serológicos detectan anticuerpos, es decir, nos dan idea de la respuesta del organismo tras un contacto con el virus”. Y ha matizado que los anticuerpos “pueden ser de tipo IgM, los primeros que se producen, o IgG, que tardan algo más en producirse, pero son muy duraderos en el tiempo y son los que proporcionan inmunidad a largo plazo”. Por eso los análisis se hacen con sangre, que es donde se encuentran los anticuerpos.

Según ha señalado el doctor Palau, “la técnica más precisa para determinar estos anticuerpos es la llamada ELISA y es la que llamamos test serológico ordinario. Esta requiere de un tiempo de procesamiento en un laboratorio, por lo que los resultados tardan normalmente entre 24 y 48 horas. Además de informarnos sobre la presencia o no de anticuerpos, también nos dice en qué cantidad están presentes”. Sin embargo, ha añadido, “en Ribera Santa Justa disponemos de otra técnica que puede determinar estos anticuerpos en unos quince minutos y que todos conocemos como test serológico rápido, que nos informa de si hay o no anticuerpos”. Para el especialista de Ribera Salud las ventajas de este tipo de test son “la simplicidad, ya que es parecido a un test de embarazo, y la rapidez en la respuesta, puesto que el resultado está listo en quince minutos”.

Por lo que respecta a la PCR, el doctor Palau ha explicado que “es una técnica que detecta directamente partes del virus (ARN). Por lo tanto, cuando es positiva quiere decir que el virus está presente en la muestra que se analiza (frotis orofaríngeo, normalmente)”. Por ello se ha convertido en la técnica fundamental para saber si una persona está infectada por el virus. Sus resultados también tardan entre 24 y 48 horas

Ribera Salud recomienda mascarilla a los pacientes pediátricos y dejar en el carro a menores de 3 años al acudir a las consultas

Ribera Salud recomienda mascarilla a los pacientes pediátricos y dejar en el carro a menores de 3 años al acudir a las consultas

  • Los hospitales del grupo sanitario elaboran un decálogo con medidas que ayudan a evitar contagios y garantizan la seguridad en las salas de espera de las consultas de Pediatría.
  • Los menores irán acompañados solo de un adulto, que deberá garantizar la distancia social propia y del pequeño.

Los pediatras de Ribera Salud recomiendan que sus pacientes pediátricos lleven mascarilla para acudir a las consultas y a sus padres les aconseja que mantengan en el carro o al brazo a los menores de tres años. Estas son dos de las medidas incluidas en un catálogo, elaborado por los profesionales de Pediatría de Ribera Salud, para ayudar a evitar los contagios y garantizar la seguridad en las salas de espera en la vuelta a la normalidad asistencial.

Todos los centros sanitarios de Ribera Salud han retomado la actividad presencial en las consultas, incluidos los servicios de Pediatría de los hospitales universitarios de Vinalopó, Torrevieja y Torrejón, hospital Povisa (Vigo) y Ribera Santa Justa (Badajoz), así como las consultas de los centros de salud que gestiona este grupo sanitario en los departamentos de salud de Torrevieja y Vinalopó. Con el objetivo de ayudar a prevenir contagios y que los pacientes más pequeños y sus familias se sientan seguros, los profesionales pediátricos han establecido recomendaciones que facilitarán la agilidad y el normal funcionamiento en las consultas infantiles.

Además de recomendar el uso de mascarilla para el niño, los pediatras de Ribera Salud recuerdan que la mascarilla es obligatoria para el acompañante del menor, que se limita a un solo adulto para facilitar la distancia social en las salas de espera y en las consultas. Todos los centros sanitarios del grupo han puesto mascarillas a disposición de los pacientes si estos llegan al centro sin una y se puede solicitar en el servicio de Admisión. Además, los pequeños deben estar en todo momento bajo la vigilancia estrecha por parte de la persona con la que viven. “Los menores de tres años tienen que permanecer en sus carritos, capazos, sillas de paseo o, en su defecto, en brazos del adulto con el que acuden. Los mayores de tres años lo harán en la silla inmediatamente al lado del adulto con el que acuden al centro”, según explica el doctor Gonzalo Ros, jefe del Servicio de Pediatría de Ribera Salud en los hospitales de Torrevieja y Vinalopó.

Todas las áreas pediátricas disponen de soluciones hidroalcohólicas para realizar la higiene de manos de niños y adultos, y se recomienda mantener la distancia de seguridad de 1.5 metros con cualquier otra persona, así como que el adulto se responsabilice de que el menor también mantiene esa distancia con otros pacientes y sus acompañantes. “Además, es importante que los adultos ayuden al niño a entender la importancia de llevar una buena higiene respiratoria y que al toser o estornudar sepan que es de vital importancia taparse la boca y la nariz con el codo flexionado, y en su defecto, con un pañuelo que se deberá desechar rápidamente”, añade el jefe servicio de Pediatría.

“Nuestro objetivo es que todos los pacientes, sean de la edad o del servicio que sean, cumplan las normas de distanciamiento e higiene”, explica el doctor Fernando Sánchez Perales, jefe de servicio de Pediatría del Hospital Universitario de Torrejón. “Lo más importante es que el menor esté acompañado solamente por un adulto, de manera que en las salas de espera no se aglomeren muchas personas”, afirma.

Si en algún momento los pacientes se sienten más seguros en espacios más amplios, los hospitales de Ribera Salud facilitan la espera en las salas de espera generales o espacios anexos, así como en el exterior del centro de salud, previo aviso al personal del mostrado o de Enfermería. “Acudir a las consultas pediátricas de los centros de Ribera Salud es seguro si todos adoptamos las medidas necesarias para ayudar a prevenir contagios y facilitar que las familias sientan que el niño y su acompañante están seguros”, explica el doctor Ros. No osbtante, recuerda que la aplicación móvil YoSalud, que ya está implantada en gran parte de los hospitales del grupo sanitario, “ha permitido a los profesionales del Servicio Pediátrico resolver muchas dudas de las familias durante todo este periodo, evitar desplazamientos innecesarios a nuestros pacientes y sus padres y dar mucha tranquilidad por el seguimiento exhaustivo de cada niño y cada caso”. A través de YoSalud, previa consulta online con su pediatra, las familias pueden realizar cualquier trámite administrativo: desde solicitar y recibir un certificado de vacunas para la escolarización de los niños, la matrícula en escuelas deportivas o conservatorios, hasta obtener recetas, prescripciones o las indicaciones facultativas para la prolongación de tratamientos.

Profesionales de Ribera Salud advierten de fascitis y tendinopatías por abusar de las chanclas y sandalias

Profesionales de Ribera Salud advierten de fascitis y tendinopatías por abusar de las chanclas y sandalias

  • Especialistas en Traumatología y Podología del grupo sanitario recuerdan que el calzado ideal es el que lleva un tacón de 2-3 centímetros, suela amortiguada y algún elemento de sujeción para dar estabilidad al pie
  • Aconsejan prevenir en verano infecciones por hongos, el “pie de atleta” y las verrugas plantares, así como las rozaduras y ampollas por un calzado inadecuado y porque los pies pueden hincharse por el calor

Profesionales de Ribera Salud advierten del aumento en esta época del año de consultas sobre problemas en los pies como la fascitis plantar (inflamación de una banda gruesa de tejido que atraviesa la planta del pie y conecta el hueso del talón con los dedos de los pies) y las tendinopatías del tendón de Aquiles (inflamación del tejido que conecta los músculos de la pantorrilla en la parte posterior de la pierna hasta el hueso del talón), debido al uso excesivo de chanclas y sandalias.

El jefe de Traumatología de Ribera Salud en el Hospital Universitario del Vinalopó, Paulino Sánchez, explica que “el abuso del calzado excesivamente plano impide amortiguar los golpes e impactos que sufre el pie, propiciando la aparición de la fascitis plantar” y, además, añade, “puede producirnos problemas de tensión en el tendón de Aquiles, sobrecarga en los gemelos, arco aplanado y problemas en los tobillos”. Por su parte, el podólogo de Ribera Salud en el Hospital Universitario de Torrejón, Carlos Perucha, asegura que el problema con las chanclas y sandalias es que “en la mayoría de los casos este tipo de calzado es muy plano y no tiene ningún tipo de sujeción a nivel de tobillo”. Por eso recuerda que “el calzado ideal es aquel que presenta un tacón de unos 2-3 centímetros de altura, suela amortiguada y con algún elemento de sujeción, como cordones o velcro, para dar estabilidad al pie”.

Y si el calzado plano genera problemas, tampoco es conveniente abusar del tacón. Alejandro Herrador, podólogo de Ribera Salud en el Hospital Ribera Santa Justa, recuerda que el tacón es “antinatural” porque “hace que una persona cambie todas las posiciones articulares del pie, llevando todo el peso corporal a la zona del antepié, lo que provoca un acortamiento de toda la musculatura de la zona posterior de la pierna y hace que se incrementen las curvaturas de la espalda, generando dolores a nivel lumbar”. Para el doctor Sánchez, “el abuso de tacones es uno de los factores etiológicos para la aparición de patologías del antepié como el conocido juanete, los dedos en garra o los helomas (también conocido como clavo plantar u “ojo de gallo”), entre otros.

Pero no son estas las únicas dolencias relacionadas con los pies en verano. Los especialistas en Traumatología y Podología de Ribera Salud aconsejan prevenir en verano infecciones por hongos, el “pie de atleta” y las verrugas plantares, muy habituales en esta época del año y que se contagian fácilmente, así como las rozaduras y ampollas por un calzado inadecuado y porque los pies pueden hincharse por el calor. El jefe de Traumatología de Ribera Salud en el Hospital del Vinalopó recuerda que el “pie de atleta” y las verrugas plantares “son patologías que aumentan su frecuencia en verano debido a la humedad extrema y su concentración en los pies por el calor”. “La forma de prevenir estas afecciones es utilizar siempre chanclas en lugares de baños públicos, no compartir toallas ni calzado y mantener los pies lo más secos posibles” así como, en la medida de lo posible, prescindir de medias o calcetines.

Y en esa misma línea se han pronunciado los podólogos del grupo en los hospitales de Torrejón y Ribera Santa Justa. Hay que recordar que el Hospital Universitario de Torrejón es uno de los pocos hospitales públicos de la Comunidad de Madrid que ofrece el servicio de Podología a sus pacientes. Para Carlos Perucha, podólogo en este centro sanitario, “uno de los problemas más recurrente en verano es la aparición de hongos en los pies, que suele provocar una sensación de picor muy molesta para el paciente”. Para prevenirlos, recuerda, “debemos utilizar un calzado que sea transpirable para controlar la hiperhidrosis o sudoración excesiva, y evitar el exceso de humedad”. De igual manera, añade, “cuando nos duchemos, debemos secarnos muy bien los pies, incidiendo sobre todo en la zona interdigital (espacio entre los dedos) para evitar exceso de humedad y favorecer de esta manera la proliferación de hongos”.

Rozaduras y caminar por la playa

Para su homólogo en el hospital Ribera Santa Justa, Alejandro Herrador, también hay que cuidar y prevenir rozaduras y ampollas debido al contacto del pie con el calzado, “bien por una mala elección de la talla o porque el material es de mala calidad, por lo que tendremos que ser cautos a la hora de elegir el los zapatos que utilizamos en verano”. Nuestro especialista recomienda comprar el calzado a última hora de la tarde, que es cuando tenemos el pie más dilatado, y optar siempre por un calzado cuyo material favorezca la transpiración.

Por último, nuestros especialistas nos dan algunos consejos para los populares paseos por la playa. El jefe de Traumatología del Hospital del Vinalopó alerta sobre las contraindicaciones de esta práctica en pacientes diabéticos “porque en estos paseos se pueden hacer daño en los pies y con una herida son más propensos a la transmisión de micoorganismos patógenos”. Sin embargo, lo considera muy recomendable en los niños “ya que les ayuda a desarrollar la musculatura propia del pie y formar el arco plantar”.

El podólogo del Hospital de Torrejón recuerda, por su parte, que si caminamos por arena blanda se produce un hundimiento del pie, que a su vez provoca “un mayor hundimiento del talón y una dorsiflexión del tobillo forzada, que puede ocasionar tendinopatía de Aquiles, fatiga e inflamación de la musculatura posterior de la pierna, y a su vez, generar sensación de cansancio e incluso dolor al paciente”. Recuerda también que es importante prestar atención a la pendiente del terreno, ya que “a mayor pendiente, mayor inestabilidad, y por lo tanto mayor fatiga muscular”. Para Carlos Perucha, “lo ideal sería caminar por arena dura y sin pendiente”. En este tipo de terreno, añade nuestro podólogo en Ribera Santa Justa, “caminar por la playa favorece la circulación de la sangre, estimula las terminaciones nerviosas del pie, favorece el equilibrio y trabajamos la musculatura intrínseca del pie”.

Ribera Salud facilita a sus profesionales herramientas para garantizar la comunicación con los pacientes

Ribera Salud facilita a sus profesionales herramientas para garantizar la comunicación con los pacientes

  • Los hospitales universitarios de Torrevieja y Vinalopó cuentan con un servicio de videointerpretación y otro de traducción para eliminar barreras de comunicación y mejorar el entendimiento con pacientes con diversidad funcional.
  • Ambos departamentos de salud cuentan con un Plan de atención a pacientes con diversidad funcional severa o grave que garantiza la accesibilidad universal en la atención sanitaria y mejora la experiencia de estos pacientes así como su calidad de vida. 

El compromiso de Ribera Salud para ofrecer una sanidad universal y accesible para todos los ciudadanos es un hecho. Prueba de ello es el Plan de Atención a los pacientes con diversidad funcional severa o grave con el que cuentan los Hospitales Universitarios de Torrevieja y Vinalopó. Gracias a esta iniciativa, se garantiza la accesibilidad universal en la atención sanitaria así como mejora la experiencia de estos pacientes y su calidad de vida.

Entre las herramientas que Ribera Salud pone a disposición de sus profesionales para facilitar el entendimiento con los pacientes destaca el servicio de videointerpretación, Svisual. Un recurso a disposición de personas sordas o con diversidad funcional auditiva que contacta con el paciente, a través de su teléfono móvil, y hace de interlocutor mediante lenguaje de signos entre el profesional y el paciente. De esta forma, se puede realizar la conexión en cualquier momento que el profesional o el paciente lo necesite, tanto en el hospital como en las consultas de cualquier centro de salud de los departamentos.

Además, para facilitar el entendimiento con pacientes con diversidad funcional auditiva, los departamentos de Torrevieja y Vinalopó cuentan con un sistema de amplificación del sonido en los mostradores de admisión y aviso de citas mediante SMS telefónico.

Otra herramienta con la que cuentan los profesionales de Ribera Salud es Dualia. Gracias a ella, desde cualquier teléfono se tiene acceso a un intérprete profesional en 68 lenguas de manera inmediata durante las 24 horas, 7 días a la semana los 365 días al año.

Ribera Salud trabaja en la implantación de estas herramientas en el Hospital Universitario de Torrejón y Povisa antes de final de año.

Diversidad Funcional

Un plan de diversidad funcional que garantiza una asistencia de calidad

Los principales objetivos del Plan de atención a pacientes con diversidad funcional severa o grave son minimizar, en la medida de las posibilidades, el tiempo de espera entre la llegada del paciente al centro sanitario y el momento de la visita, permitir acceder al interior de las consultas médicas acompañados por el cuidador principal, siempre y cuando la situación clínica del paciente lo permita, adaptar las agendas y citas para asegurar el tiempo mínimo necesario para la asistencia de los pacientes con diversidad funcional severa o grave (20-30 minutos por paciente), así como establecer un programa de formación dirigido a los profesionales que garantice la implementación del plan de atención a estos pacientes.

De este plan pueden beneficiarse los pacientes con diversidad funcional visual, auditiva, motora y/o cognitiva, que tengan reconocido oficialmente una discapacidad igual y/o mayor del 65% en relación a la Ley 39/2006 14 Diciembre para el Reconocimiento de la Situación de Dependencia en cualquiera de sus grados, además, de los pacientes incluidos en el  programa de Acompañamiento y Accesibilidad con tarjeta AA. 

Ribera Santa Justa advierte de lesiones en los ojos por el sol y el cloro y recomienda un examen exhaustivo de salud ocular

Ribera Santa Justa advierte de lesiones en los ojos por el sol y el cloro y recomienda un examen exhaustivo de salud ocular

  • La oftalmóloga de este hospital, Naira Huertas, asegura que la alta radiación solar en verano y el cloro de las piscinas pueden provocar queratitis actínica tras una exposición prolongada y sin protección, queratitis infecciosa, así como degeneraciones conjuntivales, afecciones en la retina y conjuntivitis irritativa.

El verano ha llegado este año casi de repente, después de al menos dos meses de confinamiento y con una parte de la población temerosa de contagiarse por el coronavirus, que sigue provocando lo que de momento son pequeños rebrotes pero que nadie es capaz de aventurar hasta dónde llegarán. Sin embargo, son cada vez más los especialistas que alertan sobre las consecuencias que este miedo puede provocar en otros aspectos de la salud, como en la salud ocular, si los ciudadanos no retoman los chequeos y revisiones periódicas. En este sentido, en el hospital Ribera Santa Justa, perteneciente al grupo Ribera Salud, se han tomado todas las medidas de seguridad y protección, con protocolos específicos anti-COVID19, que garantizan la seguridad de profesionales y pacientes.

Es en este contexto en el que la oftalmóloga Naira Huertas, recomienda un examen exhaustivo de salud ocular para valorar posibles afecciones oculares post-confinamiento, para prevenir lesiones ocasionadas por el sol y el cloro y especialmente, para controlar a la población “de riesgo”. Porque “si en general no está de más que de vez en cuando realicemos alguna revisión, lo que es seguro es que deberían hacerlo de manera periódica personas con degeneración macular asociada a la edad, glaucoma (tanto el paciente con sus familiares de primer grado), pacientes con defectos de refracción como la miopía y la hipermetropía, diabéticos, hipertensos, aquellos con patologías corneales (como el queratocono) y con problemas de superficie ocular como los que presentan sequedad, queratitis o conjuntivitis”, asegura la especialista de Ribera Santa Justa, que pasa consulta en este centro sanitario todos los lunes y jueves.

Y es que en verano la alta radiación solar y el cloro de las piscinas pueden provocar lesiones importantes en los ojos, que debe controlar un especialista. La queratitis actínica es una de las lesiones más habituales en esta época del año “y se produce tras una exposición prolongada y sin protección al sol, provocando dolor, ojos rojos, lagrimeo y fotofobia, aunque los efectos suelen desaparecer en uno o dos días”, según explica la doctora Huertas. Son habituales también las degeneraciones conjuntivales como el pterigium (comúnmente conocido como “uña”) o la pingúecula. “Se trata de un crecimiento anormal no maligno de la conjuntiva sobre la córnea (en el caso del pterigium) o sólo una zona de elevación conjuntival (en el caso de la pingúecula) y se produce sobre todo por la exposición solar y en personas que realizan actividades al aire libre”, según explica la oftalmóloga de Ribera Santa Justa y que puede producir sequedad ocular con producción de úlceras corneales, sensación de cuerpo extraño y problemas de refracción.

La doctora Huertas advierte también de afecciones en la retina, especialmente en el área macular y en el cristalino como consecuencia de la exposición prolongada a los rayos solares sin protección, acelerando por ejemplo el proceso de formación de cataratas. Por ello, advierte, “es fundamental durante el verano el uso de gafas de sol con filtro de radiación ultravioletas homologados, y conjuntamente o en su defecto, el uso de gorros o gorras con visera”.

Cuidado con el cloro y el aire acondicionado

Y advierte sobre el peligro del cloro de las piscinas si no se utiliza la protección adecuada para los ojos. “El cloro se utiliza como agente desinfectante en las piscinas y el exceso de éste o simplemente su presencia en el agua, puede producir en algunas personas irritación conjuntival tras 30-40 min del baño, provocando una conjuntivitis irritativa”, explica la oftalmóloga de Ribera Santa Justa. Mención destacada hace esta profesional del grupo Ribera Salud sobre el riesgo que tienen las personas que usan lentes de contacto de contraer una queratitis infecciosa. “El agente causal más grave es la Acanthamoeba por la facilidad con la que prolifera en el agua de las piscinas”, asegura.

Además, la especialista de Ribera Santa Justa advierte sobre el efecto en nuestros ojos del aire acondicionado que, aunque imprescindible durante los meses de verano, “produce sequedad ocular que se traduce en molestias diarias continuas, empeorando nuestra calidad de vida”. Para evitarlo recomienda usar lágrimas artificiales con ácido hialurónico y vitaminas que ayuden a nuestra película lagrimal a permanecer en la córnea durante más tiempo, minimizando los efectos indeseables de la sequedad ocular o incluso haciéndolos desaparecer.

Así lo han recogido los medios: Entérate Extremadura y Nuestra Comarca

El hospital Ribera Santa Justa supera las 2.500 consultas en sus primeros seis meses

El hospital Ribera Santa Justa supera las 2.500 consultas en sus primeros seis meses

  • Medicina General, Urgencias, atención de Enfermería, Laboratorio, Rehabilitación y Radiología son algunos de los servicios más solicitados
  • Entre las nuevas especialidades que ahora ofrece el centro sanitario, algunas de las que mejor acogida tienen son Oftalmología, Traumatología, Cardiología, Pediatría y Ginecología
  • Destaca la estrecha colaboración con el Servicio Extremeño de Salud para la atención de pacientes COVID y la prevención y educación sanitaria en la zona

El hospital Ribera Santa Justa, en Villanueva de la Serena (Badajoz), ha superado las 2.500 consultas durante los primeros seis meses de gestión del grupo Ribera Salud en el que es su primer centro en Extremadura. Además, se han atendido más de 2.300 Urgencias de los ciudadanos del área de influencia de este hospital.

Ribera Salud comenzó a gestionar el hospital Ribera Santa Justa el pasado mes de enero, tras resultar adjudicatario del concurso convocado por el Ayuntamiento de Villanueva de la Serena para dar un impulso al centro sanitario y ofrecer una mejor y más completa asistencia sanitaria para sus vecinos, pero también para los habitantes de la comarca y de toda Extremadura. En apenas medio año, y en el contexto de una crisis sanitaria provocada por la pandemia mundial del COVID19, medio centenar de profesionales se han incorporado a Ribera Santa Justa, entre los que destacan especialistas en Oftalmología, Traumatología, Cardiología, Pediatría, Ginecología, Angiología y Cirugía Vascular, Cirugía General y del aparato digestivo, Cirugía Plástica, Neumología, Podología y Urología.

Además, Medicina General, Urgencias, atención de Enfermería, Laboratorio, Rehabilitación y Radiología han sido algunos de los servicios más solicitados por los ciudadanos durante estos primeros seis meses, en los que la gestión de Ribera Salud ha revolucionado la atención sanitaria en la zona, con una apuesta firme por la Sanidad responsable, la calidad asistencial, la tecnología y la humanización. “Nuestro compromiso con Villanueva y con toda Extremadura es firme”, aseguran desde Ribera Salud.

En esta primera etapa de Ribera Santa Justa destaca también la estrecha colaboración con el Servicio Extremeño de Salud (SES) en la atención a pacientes COVID durante la pandemia, así como el trabajo conjunto en acciones sociales para la educación sanitaria de la población, con el objetivo de prevenir posibles rebrotes en esta área.

El grupo sanitario Ribera Salud está llevando a cabo en este centro sanitario un ambicioso Plan Estratégico que incluye obras de remodelación y adecuación de espacios, renovación de infraestructuras y equipamiento así como la progresiva implantación de las herramientas tecnológicas y aplicaciones informáticas que tienen todos los hospitales del grupo, para ofertar a los ciudadanos una atención sanitaria innovadora, rápida, personalizada y de la máxima calidad.

Hace un mes comenzaron las cirugías en Ribera Santa Justa, tras la remodelación de sus tres quirófanos y de la sala de Reanimación, que cuenta con ocho camas. Los primeros pacientes quirúrgicos de este hospital han inaugurado instrumental nuevo, quirófanos y REA completamente remodelados y reequipados, con mesas de anestesia y monitores de última generación, un sistema de iluminación más potente y eficiente y una climatización que incluye equipos sostenibles de producción de frío para todo el hospital.

Ribera Santa Justa cuenta con 29 camas de hospitalización, nueve consultas externas, una sala de curas y otra de rehabilitación, además del laboratorio, el área de Radiología y un servicio de Urgencias de Medicina General y Enfermería las 24 horas del día, para dar cobertura sanitaria a la población del área de Villanueva de la Serena y su entorno.

Este hospital recibe pacientes particulares y procedentes de aseguradoras. Pero además, Ribera Salud, grupo sanitario al que pertenece este centro, ha preparado el hospital de Santa Justa para colaborar con el Servicio Extremeño de Salud (SES) en todas aquellas consultas y cirugías complejas con mayor lista de espera en la región, para abordarlas de manera prioritaria y con los más altos estándares de calidad y satisfacción para el paciente.

En su web, www.santajustasalud.com, se pueden encontrar todas las especialidades médicas y servicios clínicos disponibles en este centro sanitario, así como los profesionales que pasan consulta, contacto e información actualizada y fotos de las instalaciones.